TODOS LOS PEDIDOS DE PROTECTORES PERSONALIZADOS REALIZADOS ENTRE EL 25 DE JULIO Y EL 20 DE AGOSTO SE ENVIARÁN A PARTIR DE LA PRIMERA SEMANA DE SEPTIEMBRE. POR CIERRE DE FÁBRICA POR VACACIONES. DISCULPEN LAS MOLESTIAS.

Protectores de padel personalizados contra la epicondilitis.

General Padel

La epicondilitis o lesión del codo de tenista

El codo de tenista, también llamado epicondilitis, es la inflamación de los tendones epicondíleos, que son los que unen la musculatura del antebrazo y de la mano con el epicóndilo en la cara lateral externa del codo, siendo esta musculatura la encargada de controlar los principales movimientos de la mano.

Cuando se usan estos músculos una y otra vez, se producen pequeñas microlesiones en el tendón. Con el tiempo esto lleva a que se presente irritación y dolor en la zona señalada anteriormente. Cualquier actividad que involucre la torsión repetitiva de la muñeca puede llevar a esta lesión.

Un error común en principiantes es no mover los pies y golpear de frente. Cuando nos iniciamos en el mundo del pádel nos cuesta mucho asimilar que la mayoría de los golpes de fondo de la pista se realizan de lado.

A la hora de impactar la bola es frecuente ver a jugadores que no separan el brazo del tronco, realizando el golpe con el brazo flexionado, ocasionando, así, la sobrecarga de la musculatura externa del codo.

El otro gran culpable de la epicondilitis es tu pala de pádel. Elegir una pala de pádel adecuada es muy importante para poder prevenir y curar esta lesión. ¿Quieres saber cómo hacerlo? En los próximos párrafos te lo contamos:

¿Qué peso debe tener mi pala?

Lo primero que le debemos pedir a nuestra pala es que absorba las vibraciones que se generan al golpear la bola. Por ello, escoger una pala con un peso demasiado bajo puede hacer que no absorba las suficientes vibraciones y, por tanto, empecemos a tener problemas en el codo.

Por el contrario, elegir una pala demasiado pesada hará que no la podamos mover con facilidad o, lo que es lo mismo, que realicemos los golpes con una técnica incorrecta. Esto puede dar lugar a la aparición de la epicondilitis.

Te recomendamos optar por palas con un peso intermedio o intermedio/bajo. Como regla general, nunca recomendaremos a un jugador con epicondilitis una pala con un peso superior a los 370 gramos, ni con un peso inferior a los 355 gramos.

¿Cuál es el balance apropiado?

El balance determina la distribución del peso de una pala.

Si sufrimos epicondilitis, lo que debemos buscar es una pala manejable que nos permita realizar la técnica de forma correcta. Por lo tanto, deberemos optar siempre por palas con el balance hacia el puño con el balance intermedio, ya que son aquellas que nos darán una mayor maniobrabilidad y menos nos cargarán el brazo.

Las palas con el balance alto tienden a cabecear, lo que provocaría extensiones innecesarias en los tendones, las cuales pueden dar lugar a la aparición de la epicondilitis.

¿Qué goma es la adecuada?

La goma EVA es el material que se incorpora en el interior de la pala, es un material que es más duro que otros y transmite mejor las vibraciones al brazo, siendo el brazo el que tenga que soportar este esfuerzo y originando el mal común del tenista. Para prevenir esto algunos fabricantes han optado por incorporar en el núcleo en sustitución de la EVA un material llamado FOAM o EVA de Baja Densidad (según el grado de molestias que tengas en el codo), dicho material absorbe las vibraciones y hace que la bola despida mucho.

Conclusión

Por lo tanto, un jugador con epicondilitis debería optar siempre por palas con goma blanda o goma intermedia. Concretamente, las gomas que debería buscar serían la goma foam (o goma polietileno), y la goma EVA Soft.

Consejo para EVITAR la epicondilitis

Recuerda que los problemas de codo no sólo llegan por el tipo de pala, es importante que revises aspectos como:

  • La TÉCNICA de tus golpes, sobre todo ten cuidado con los golpes de revés.
  • El GROSOR del PUÑO, que no sea ni muy fino, ni muy grueso.
  • Calentar bien antes de cada partido y entrenamiento (y no me refiero a pelotear. Hacer movimiento de articulaciones, usar gomas elásticas, etc…) posteriormente sí pasamos a ese peloteo suave antes de “entrar en faena”.
  • Realiza ejercicios de estiramientos tras tus partidos o entrenamientos.
  • Realiza ejercicios de fuerza para prevenir esta lesión (al final del artículo os dejo un enlace.

Los protectores de pádel deben ser lo más ligeros posible de tal forma que apenas se note en el peso de la pala y su balance. Nuestros protectores de pádel personalizados son resistentes y ligeros (No afectan al peso de la pala), con una adherencia a la pala inigualable. Por eso los nuestros son los mejores protectores de pádel, además están personalizados con tu nombre. No se puede pedir más a un protector.